top of page

Los Beneficios de Invertir en Pozo en Desarrollos Inmobiliarios

Distrito Perseverancia

Invertir en pozo puede ser una posibilidad tentadora para aquellos que desean adquirir una vivienda. Esta modalidad de venta, en pleno auge en el país, ofrece diversas oportunidades para potenciales compradores e inversores. Explicamos a continuación los beneficios y consideraciones importantes al invertir en un proyecto en pozo.


Primero, es importante comprender qué es un proyecto en pozo. Básicamente, se trata de una pre-venta que sale al mercado una vez que los planos están aprobados. Invertir en pozo consiste en comprar una propiedad antes de que esté 100% concluida. Es decir, aún se encuentra en proceso de construcción, de ahí su nombre, que responde a una descripción gráfica de lo que es un proyecto cuando comienzan las obras.


Una de las principales ventajas de invertir en pozo es la ventaja de precio. Las propiedades en pozo suelen tener precios más bajos que las propiedades existentes comparables. Los desarrolladores a menudo ofrecen precios de 'early bird' para atraer compradores y asegurar financiamiento para su proyecto. Esto significa que podrías asegurar una propiedad a un precio por debajo de su valor de mercado potencial al momento de la finalización, lo que es especialmente atractivo para los inversores. Comprar en pozo puede representar un ahorro de entre el 10% y 20% respecto al precio final de venta de una unidad a estrenar.


Otro aspecto atractivo de las compras en pozo es la posibilidad de personalización. Dependiendo del proyecto y la etapa de construcción, los compradores pueden tener la oportunidad de elegir acabados, accesorios e incluso el diseño de su nueva casa, lo que les permite crear un espacio que realmente refleje sus gustos personales y estilo de vida o su utilización final como renta o renta temporal.


Cuando compras una propiedad en pozo, estás invirtiendo en el futuro. Si el mercado inmobiliario en el área del desarrollo está en tendencia alcista, existe una buena probabilidad de que el inmueble se aprecie en valor para el momento en que esté lista la construcción. Esto podría resultar en un retorno significativo de la inversión.


Además, muchas desarrolladoras ofrecen planes de financiamiento personalizados para compras en pozo. Estos planes suelen incluir un depósito inicial, cuotas durante la obra y un depósito final en la entrega del inmueble. Este financiamiento puede ser ajustado a cada comprador dependiendo de su situación económica y las posibilidades de pago que tenga.


Las propiedades en pozo son nuevas y suelen incorporar diseños modernos y tecnología actualizada. Esto significa que el inmueble estará construida según los códigos y estándares actuales y a menudo incluirá características energéticamente eficientes, distribuciones contemporáneas y las últimas comodidades.


Por supuesto, estos beneficios no vienen sin su parte de riesgos y posibles inconvenientes. Es importante investigar y considerar cuidadosamente todos los aspectos antes de tomar una decisión de inversión en pozo. Algunos de los riesgos potenciales incluyen retrasos en la construcción, cambios en el mercado inmobiliario y la posibilidad de que el proyecto no se complete según lo planificado. Sin embargo, con la debida diligencia y asesoramiento profesional, invertir en pozo puede ser una estrategia rentable para construir tu patrimonio.

Tags:

Comentarios


bottom of page